2016/09/27

«El aporte principal de las redes sociales se ha visto reflejado en la generación de conocimientos y capacidades, así como en resultados de tipo económico, no así en innovaciones»




Gerardo Vera. «Las redes sociales como fuente de conocimiento: el caso de una empresa productora de flores». En: Aprendizaje e innovación en microempresas rurales, coord. Rebeca de Gortari Rabiela y María Josefa Santos Corral, México, UNAM (Universidad Nacional Autónoma de México): Instituto de Investigaciones Sociales – Universidad Veracruzana, 2011. Véanse referencias y notas en la publicación original del texto.




«Las redes sociales

»En las empresas micro, pequeñas y medianas, pocos trabajos han realizado análisis específicos sobre las interacciones que se van estableciendo entre el empresario y diferentes agentes como las instituciones de educación superior, las instituciones de gobierno, los proveedores, los clientes, los competidores, los familiares, los amigos, etcétera. Y mucho menos se ha indagado sobre el papel que tienen estas interacciones en aspectos como la transferencia de conocimientos o en el proceso de gestión empresarial.

»El concepto de redes es un tanto añejo, particularmente en las ciencias sociales. Actualmente su aplicación al ámbito de la ciencia, la tecnología, la innovación y la empresa ha permitido tener una explicación más completa sobre cómo es que se desarrollan estas actividades.

»Existe una vasta literatura sobre la noción de red, las principales aportaciones han surgido de las disciplinas sociales y todas ellas han contribuido a enriquecer el marco teórico-conceptual, dando lugar a una taxonomía que incluye redes de intercambio y redes de poder (Knoke, 1990), de información y de colaboración (Freeman, 1991), de producción (Saxenian, 1991), de innovación o de innovadores (De Bresson y Amesse, 1991) y redes sociotécnicas (Callon, 1999). Sin embargo, dado que en este trabajo el objetivo es analizar hasta qué punto las relaciones del empresario con diferentes actores contribuyen a la adquisición y transferencia de conocimientos, se retomará el concepto de redes de conocimiento planteado por Casas (2003).

»“Desde esta perspectiva, las redes de conocimiento se construyen mediante intercambios entre un conjunto de actores que tienen intereses comunes en el desarrollo o aplicación del conocimiento científico, tecnológico o técnico para un propósito específico, sea este científico, de desarrollo tecnológico, de mejoramiento de procesos productivos” (Casas, 2003: 18) o empresarial.


»Siguiendo a Casas (2003), se tiene que: “estas formas de intercambio pueden concebirse como un proceso de transacción de conocimiento, aunque no en términos económicos, ya que una gran parte del conocimiento que se transmite en estas redes se hace por vía tácita y no mediante la compra-venta del mismo” (Casas, 2003: 18). No obstante, cuando el análisis de las redes de conocimiento se lleva al escenario empresarial, habría que considerar que estos intercambios pueden llegar a tener un costo o beneficio económico.

»Un problema conceptual que surge en la idea de redes de conocimiento es el que se refiere a la diferencia entre información y conocimiento, aunque existen propuestas como la de Lundvall (apud Casas, 2003), quien hace una distinción sobre los distintos tipos de conocimiento (con base en Aristóteles): know-what, información comunicada como dato; know-why, conocimiento sobre principios y leyes de movimiento; know-how, habilidad para hacer algo (que no debe confundirse con la distinción teórico-práctico), y know-who, saber quién sabe qué y quién sabe qué hacer, relacionado con la habilidad social para cooperar y comunicarse con diferentes tipos de personas y expertos que intentan resolver este problema; la frontera entre un tipo de red y la otra sigue siendo poco clara, por lo que en este trabajo las redes de conocimiento incluirán cualquiera de los tipos mencionados por Lundvall.

»Además de los aspectos considerados sobre las redes de conocimiento, Casas señala que en el análisis de redes es necesario tomar en cuenta las siguientes dimensiones: 1) el contexto institucional de la colaboración entre los sectores público y privado; 2) la estructura o morfología de las redes; 3) la génesis, desarrollo y dinámica de las redes; 4) el contenido y/o los insumos que se intercambian y 5) los resultados de las redes y del intercambio de conocimientos. Estas dimensiones incluyen un conjunto amplio de características, que se sintetizan en el cuadro.

»Un aspecto más sobre el que es necesario abundar, por la importancia que tiene en los procesos de creación de una empresa y por ser una de las primeras fuentes de ayuda del empresario (Levanti, 2006, y Vera, 2007), es el que se refiere al carácter formal o informal de las relaciones que conforman la red. Las primeras, según Birley (apud Levanti, 2001), se componen de los bancos, las agencias locales o nacionales, así como las cámaras y otras representaciones oficiales. La red informal se refiere a todas las relaciones personales del empresario, principalmente la familia, los amigos y los contactos de negocios.

»Estas redes informales están sustentadas en un clima de confianza y de cordialidad, y han sido construidas por el empresario antes o durante su actividad empresarial, siendo estos elementos los que ayudan a explicar la eficacia de una red, así como el éxito relativo de la red informal sobre la formal y justifica la calidad de los vínculos fuertes sobre los débiles. Asimismo, de acuerdo con Lomnitz (1989), la confianza es la base de la reciprocidad y ésta es posible cuando hay igualdad de carencias; en el caso de los empresarios, estas carencias pueden ser de conocimientos, de tipo económico, de materiales, de maquinaria, etcétera. Los procesos de adquisición y transferencia del conocimiento

»Dentro del proceso de consolidación de cualquier empresa, uno de los recursos que resulta fundamental es el conocimiento; de acuerdo con Figuereido (2002), cuando existe un proceso eficaz de adquisición y transferencia de conocimientos, la tasa de acumulación de capacidades tecnológicas puede incrementarse, así como también las capacidades administrativas y empresariales (Vera, 2007).

»Tomando el marco de referencia planteado por Figuereido (2002), para el análisis del proceso de adquisición y transferencia del conocimiento se tiene que el aprendizaje se puede desagregar en: adquisición y conversión del conocimiento. Ya sea en un caso o en otro, los conocimientos que van interactuando y que se van articulando pueden ser tácitos y/o codificados.

»Retomando lo planteado por Polanyi (apud Casas, 2003), el conocimiento codificado o explícito es:

»1) O bjetivo y racional, puede ser expresado en palabras, oraciones, números o fórmulas, en general independientes de contexto alguno. Es el que está incorporado en máquinas, materiales, componentes y productos finales.

»2) Los organizacionales y transmisibles por acción comunicativa.


»Mientras que el conocimiento tácito es:

»1) Aquel que consta comúnmente de hábitos y aspectos culturales que difícilmente reconocemos en nosotros mismos.

»2) Subjetivo, y está basado en la experiencia.

»3) Específico para determinado contexto, resulta difícil y a veces imposible expresarlo en palabras, oraciones, números o fórmulas.

»4) Aquel que incluye creencias, imágenes, intuición y modelos mentales, así como habilidades técnicas y artesanales.


»Ambos tipos de conocimiento son igual de importantes, sin embargo, en el caso de las empresas micro, pequeñas y medianas, el conocimiento que comúnmente predomina en los procesos de adquisición y conversión, es el conocimiento tácito (Vera, 2007). El predominio de este conocimiento, si bien es cierto que como lo señala Villavicencio (2002) protege a la empresa de posibles imitaciones de sus procesos y/o de sus productos, también es cierto que este conocimiento, al no estar plasmado en un documento, impide disponer de él a quien así lo requiera.

»En el caso de la adquisición del conocimiento, ésta puede ser externa e interna. La externa consiste en los conocimientos tanto tácitos como codificados que el individuo adquiere a partir de fuentes externas a la empresa a través de atraer el conocimiento de expertos, buscando asistencia técnica mediante entrenamiento fuera de la empresa, codificando sistemáticamente conocimiento externo, invitando a expertos a impartir algunas charlas, así como a partir de las relaciones que en un momento dado se tienen con clientes, proveedores, empresarios, IES, organismos públicos, amigos y familiares. Mientras que la interna consiste en los conocimientos que los individuos adquieren al llevar a cabo sus funciones en la empresa.

»Respecto a la conversión del conocimiento, retomando dos de los elementos propuestos por Nonaka y Takeuchi (1995), se desagrega en: socialización y codificación, los que resultan ser clave para la transformación del aprendizaje individual en aprendizaje organizacional. La socialización es entendida como el proceso a través del cual los individuos comparten sus conocimientos tácitos (modelos mentales y habilidades técnicas). En otras palabras, es cualquier proceso formal e informal a través del cual el conocimiento tácito es transmitido de un individuo a otro (por ejemplo, la observación, las reuniones de trabajo, la solución de problemas y la rotación de puestos). El entrenamiento también puede funcionar como un proceso de socialización del conocimiento. Algo similar ocurre con el entrenamiento on the job.

»La codificación es entendida como el proceso por el cual el conocimiento tácito de los individuos (o parte de él) se convierte en conocimiento explícito. En otras palabras, el conocimiento tácito es articulado en conceptos explícitos, en formatos accesibles y organizados, en procedimientos que puedan ser entendidos por todos. Por ejemplo, la estandarización de los procesos de producción y la documentación de programas de entrenamiento interno.

»Por otra parte, se señalan como características clave de los procesos de aprendizaje la variedad, la intensidad, la funcionalidad y la interacción.

»La variedad, entendida como la presencia de diferentes tipos de aprendizaje dentro de la empresa, es decir, que se lleven a cabo dentro de la actividad cotidiana de la firma los cuatro tipos de procesos de aprendizaje mencionados anteriormente: adquisición de conocimiento externo, adquisición de conocimiento interno, socialización y codificación.

»La intensidad, entendida como la repetibilidad del proceso a través del tiempo, lo que involucra creación, actualización, uso, mejora y fortalecimiento de los procesos de aprendizaje. La intensidad es importante porque puede asegurar el flujo constante de conocimiento externo a la empresa; puede conducir a un mayor entendimiento de la tecnología adquirida y los principios involucrados a través de la adquisición de conocimiento interno, y puede asegurar la conversión constante de conocimiento individual en conocimiento organizacional.

»La funcionalidad, definida como la forma en que trabajan los procesos de aprendizaje a través del tiempo. En este sentido, aunque la intensidad puede ser continua, la funcionalidad de los procesos puede ser pobre. La forma en que las organizaciones organizan sus procesos de aprendizaje puede ser crítica. Sobre este aspecto, un ejemplo pudiera ser el caso en donde únicamente se da capacitación a un cierto grupo de trabajadores o bien la capacitación se da sin ningún objetivo bien definido. La funcionalidad puede contribuir a fortalecer y/o a mitigar la variedad y la intensidad.

»La interacción, definida como la forma en que los procesos de aprendizaje influyen unos sobre otros. Por ejemplo, un proceso de socialización del conocimiento (un programa de entrenamiento interno) puede ser influido por un proceso de adquisición de conocimiento externo (un programa de entrenamiento fuera de la empresa).

[...]



»Conclusiones

»Tomando en cuenta nuestro marco de referencia, algo que se puede sacar en claro sobre la investigación realizada es que la empresa analizada a través de su dueño está inmersa en dos redes de conocimiento. Una de ellas formada por la Unión de Viveristas, Floricultores y Similares de la región de Atlixco, donde los nodos están constituidos por cada uno de los viveristas que constituyen esta agrupación y por las relaciones que existen entre ellos, que iniciaron como resultado de compartir necesidades y diferentes problemas sobre el cultivo y la comercialización de flores y el intercambio de experiencias y conocimientos sobre todo de carácter tácito. Algunos de los resultados que se han obtenido a partir de esta red han sido el disponer de un espacio para comercializar sus productos, así como el desarrollo de la infraestructura necesaria y suficiente para el cultivo de flores en la colonia Cabrera del municipio de Atlixco, Puebla.

»Por otro lado, destaca la red de conocimiento que se observa en el entramado de relaciones que Vicario ha construido con amigos, clientes, proveedores, familiares, IES e instituciones de gobierno. Estas relaciones han resultado trascendentales desde el inicio de operaciones de la empresa hasta la fecha. El análisis de esta red en términos de las dimensiones señaladas por Casas (2003) se ilustra en el siguiente cuadro.



»En las relaciones que se observan en el cuadro, las que han desempeñado un papel fundamental han sido aquellas de carácter informal que se han establecido con proveedores, amigos y familiares. Son relaciones que forman parte de una red construida sobre la base de la confianza, una confianza construida a partir de la cercanía física, cercanía social y la igualdad socioeconómica. Y que ha permitido, en el caso de las relaciones con proveedores, amigos y familiares, un intercambio recíproco de información, conocimientos, recursos, etcétera.

»Son redes en donde se aprecia una direccionalidad de ambas partes, una alta frecuencia de intercambio, así como una durabilidad de largo plazo. Son relaciones que, en efecto, explican en buena medida el desempeño de la empresa, a la vez que también ponen de manifiesto su importancia respecto a los procesos de aprendizaje de la firma, vía la adquisición de conocimiento externo tanto tácito como codificado, y su conversión a través de un proceso de socialización.

»Asimismo, revelan que sobre todo las relaciones con amigos y familiares, dada su durabilidad, pudieron aportar a los procesos de aprendizaje tres de las características clave mencionadas por Figuereido (2002): variedad, intensidad e interacción, y que en el caso de la característica funcionalidad, las relaciones mencionadas es donde menor influencia tienen.

»Finalmente, el aporte principal de dichas relaciones se ha visto reflejado en la generación de conocimientos y capacidades, así como en resultados de tipo económico, no así en innovaciones.»





Tipologías de la Innovación
Lecturas temáticas

No hay comentarios:

Publicar un comentario